¿Reducir el riesgo de Preeclampsia?

Investigadores de varios centros de investigación australianos muestran que un dieta saludable rica en fibra reduce el riesgo de preeclampsia.

Publicado en «Nature Communications», su trabajo pone de manifiesto que los niveles bajos de acetato, producido principalmente por la fermentación de la fibra en el intestino, se asocian a la aparición de preeclampsia, que afecta hasta al 10% de los embarazos.

En este sentido, en el trabajo indica que la preeclampsia afecta al desarrollo de un importante órgano inmune fetal, el timo, ya que era mucho más pequeño que el de los niños cuyas madres habían tenido un embarazo sano.

Las células que normalmente genera el timo, los linfocitos T, específicamente aquellas asociadas a la prevención de alergias y afecciones autoinmunes como la diabetes, también se mantuvieron más bajas en los niños de madres con preeclampsia, incluso cuatro años después del parto.

En este sentido, los investigadores examinaron más a fondo los mecanismos de acetato en el sistema inmune fetal en experimentos separados con ratones, comprobando que el acetato era fundamental para impulsar el desarrollo del timo fetal y de los linfocitos T.

«La promoción de productos metabólicos específicos de las bacterias intestinales durante el embarazo podría ser una forma eficaz de mantener un embarazo saludable y prevenir alergias y afecciones autoinmunes más adelante en la vida. También pueden, en parte, explicar el rápido aumento de las alergias y las condiciones autoinmunes, ya que las dietas occidentales están cada vez más dominadas por alimentos altamente procesados», concluyen los autores.

Fuente: Univadis.es

Prevención y diagnóstico precoz – Otros tipos de cáncer ginecológico

La realización de mamografías (cáncer de mama) y el examen ginecológico anual con ecografía transvaginal pueden ayudar en el diagnóstico de estas patologías. Es por esta razón que consideramos muy importante realizar una consulta anual de control.

Cuales son los otros tipos de cancer ginecológicos más habituales y cómo se pueden diagnosticar?

Cáncer de endometrio (cáncer de útero)

Se produce en el endometrio, que es la capa interna de la matriz (útero). Para su diagnóstico precoz se utilizan la ecografía transvaginal, la ecografía doppler color, ecografía 3D, ecografía 4D, la Histeroscopia y la biopsia.

Cáncer de ovario

Aunque es un cáncer agresivo y de difícil diagnóstico precoz contamos con la ecografía transvaginal (doppler color, 3D, 4D) y con los marcadores tumorales (analítica de sangre).

Cáncer de vulva

Se diagnostica por vulvoscopia y biopsia. El tratamiento debe ser individualizado para cada persona. Depende del tipo de tumor y estadio. En el mismo intervienen el ginecólogo, el oncólogo y otros especialistas.

Vacuna para la prevención del cáncer de cuello de útero

¿Cómo funciona la vacuna? Si la mujer llegara a infectarse con el virus, el organismo ya cuenta con anticuerpos para destruir al VPH. Estos anticuerpos crean una barrera protectora de por vida en el cuello del útero.

¿Se puede administrar la vacuna a mujeres que hayan mantenido relaciones sexuales?El beneficio obtenido de la vacunación no se ve afectado por haber mantenido relaciones sexuales. Debe recordarse que el hecho de haberlas mantenido no supone necesariamente haber estado infectada por el virus.

¿Es necesario conocer si se está infectada por el VPHpara vacunarse?
No es necesario. La probabilidad de que una mujer esté simultáneamente infectada por los tipos de VPH incluidos en la vacuna es prácticamente nula, por lo que siempre
habrá un potencial efecto preventivo de la vacuna incluso en personas ya infectadas.

¿Se puede vacunar una mujer con citología anormal?
Sí. La vacunación podrá protegerle frente a futuras lesiones que puedan ocasionarse por nuevas infecciones, pero no frente a las alteraciones que ya se padecen.

¿Puede vacunarse una mujer embarazada? Los datos de los que se dispone sobre esta vacuna administrada durante el embarazo no sugieren ningún problema de seguridad. Sin embargo, estos datos son insuficientes para recomendar el uso durante el embarazo.

¿Se puede administrar la vacuna durante la lactancia?
Sí, las mujeres en periodo de lactancia pueden vacunarse.

¿Qué mujeres no deben recibir la vacuna?
No deben vacunarse aquellas mujeres con hipersensibilidad a alguno de los componentes de la vacuna.